La temporada decembrina trajo a la capital del país un aumento en casos diarios de COVID-19. Además, llevó la ocupación total de camas UCI sobre el 79 %.

Entre tanto, el mismo sistema hospitalario designado a los pacientes portadores del virus está ocupado en su 72,6 %.

Bogotá cuenta con 1.680 camas de cuidados intensivos para atender pacientes covid, de las cuales 1.220 están ocupadas.

Las localidades con mayor afectación por el virus son: Suba con 61.651 casos, le sigue Kennedy con más de 57 mil, Engativá tiene 47.724 contagios y Bosa 34.650.

El Gobierno nacional a través de una circular solicitó a las ciudades que superen el 70 % de ocupación en Unidades de Cuidados Intensivos tomar las siguientes medidas:

1. Prohibir la realización de cirugías no necesarias.

2. Establecer medida de pico y cédula, control de horarios y espacio público.

3. Control de reuniones públicas o privadas.

Para el personal de la salud es importante tomar medidas drásticas de cara a un posible pico de la pandemia en la capital del país.

Y aunque la alcaldesa aseguró que las próximas semanas serían las más peligrosas en propagación del COVID-19, aclaró que las medidas determinadas para las festividades de fin de año son suficientes para disminuir la curva de contagio.