El secretario de Seguridad, Hugo Acero, le pedirá al Congreso de la República tramitar una ley para que los motociclistas vuelvan a usar el chaleco reflectivo con número de placa adelante y atrás.

En 1999 se implementó esta medida con el fin de contrarrestar la delincuencia pero en 2008 dejó de ser obligatoria.

En Bogotá el año pasado se registraron 82.567 hurtos a personas, y en el 5 % de ellos hubo participación de delincuentes en moto.

El Distrito descarta la restricción al parrillero pero cree que el uso del chaleco reflectivo facilitaría la identificación de los motociclistas y el control.