La alcaldesa de Bogotá, Claudia López envió una carta a la ministra de Justicia, Margarita Cabello, asociada a la emergencia sanitaria por la COVID-19.

La mandataria afirma que la ciudad tiene 19 personas positivas de coronavirus retenidas en la sala de la URI de Kennedy, siete uniformados de la estación de Policía de Kennedy y otros seis policías adscritos a la estación de Fontibón. 

«Bajo esas condiciones, es urgente y necesaria la actuación conjunta para mitigar los riesgos de contagio que en la actualidad enfrentan las 15.971 personas retenidas en URI y estaciones de policía de la ciudad de Bogotá, por cuanto el hacinamiento que hoy se sitúa en el 292,5 %«, escribió.

López asegura que desde el mes de febrero y en reiteradas oportunidades han ofrecido al Gobierno nacional alternativas a costa del distrito para solventar esta crisis en la población sindicada.

«Inicialmente y con el objetivo de reducir las condiciones de hacinamiento y el mejoramiento de las condiciones de higiene, ofrecimos a la Policía Metropolitana de Bogotá financiar la ampliación de algunas salas de retenidos de estaciones de policía, la cual fue descartada en las mesas de trabajo llevadas a cabo el 22 y el 24 de abril».

Como segunda alternativa, la alcaldesa sostiene que propusieron la destinación transitoria del Centro de Traslado por Protección (CTP), de propiedad de la ciudad para la reubicación de las personas privadas de la libertad en las salas de URI y estaciones, previa verificación de su estado de salud.

Como tercera alternativa, «visitamos más de 30 inmuebles e identificamos un predio de propiedad distrital en el cual podría habilitarse el equipamiento necesario para el traslado de personas privadas de la libertad», señaló en la misiva.

Publicidad

VEA LA CARTA COMPLETA AQUÍ