Ante el preocupante panorama en algunas zonas de Bogotá por la cantidad de basuras acumuladas en las calles, el gobierno distrital anunció un plan de contingencia con personal contratado por el Distrito y del Ejército para adelantar la recolección.

Mientras tanto, la base de operaciones de la empresa Aguas Bogotá continúa bloqueada, por lo que más de 200 vehículos recolectores no han podido operar.

Helman Armero, trabajador Aguas Bogotá confirmó que están “cerrando el paso hasta que se pronuncie la Alcaldía o alguna entidad para saber qué va a pasar con nosotros, porque nos sacaron por las malas y no sabemos qué va a suceder de aquí en adelante”.

Por su parte, el alcalde Enrique Peñalosa aseguró que el Distrito tiene planes de contingencia y que se harán las acciones para mitigar el impacto en la recolección de basura.

“Tenemos la empresa reparando camiones a la máxima velocidad, tenemos conductores que vienen del Ejército, algunos soldados y conductores capacitados del Sena que van a operar estos camiones compactadores. En los casos que se necesita, tenemos un equipo de contratistas que van a ser los que cargarán las bolsas y echarlas al camión”, indicó Peñalosa.

2,700 toneladas de basura al día son las que se han dejado de recoger en las 12 localidades por donde opera Aguas Bogotá.

Por su parte, Juan Manuel García, gerente de Aguas Bogotá, indicó que ya están atendió las 12 localidades en las que trabaja la entidad. Sin embargo dijo que hay algunas que están más retrasadas que otras.

“Si lo miramos por toneladas el avance, en la recolección es de un 80 %, si lo miramos por localidades hay unas que están mas retrasadas que otras. Lo cierto es que cada hora estamos entrando a recortar mas el retraso que tenemos, por lo tanto hay que tener un poco de paciencia. La afectación fue grande pero nos estamos recuperando”, explicó García.