Desde las primeras horas de la mañana alrededor de 200 “ángeles azules”, como se conocen a funcionarios de la Secretaría de Integración Social, se tomaron el canal de Los Comuneros, en el centro de Bogotá, con el fin de persuadir a los habitantes de calle que invadieron la zona.

En las últimas horas, las autoridades realizaron importantes capturas y se investiga si hay bandas delincuenciales operando en el río canalizado.

“Sabemos que hay estructuras que están instrumentalizando a los habitantes de calle, en el canal Los Comuneros y lo están haciendo, precisamente, usando las sustancias psicoactivas como gancho”, dijo Cristina Vélez, secretaria distrital de Integración Social.

Para los vecinos del sector la situación se está saliendo de control. Mauricio Avellaneda, un habitante del sector, sostuvo que “aquí pasa de todo, hay robos, hay consumo de sustancias psicoactivas. Aquí incluso los ciudadanos habitantes de calle están en un riesgo permanente”.

Según el Dane y el gobierno distrital, actualmente en la capital hay 9.538 habitantes de calle, la mayoría se concentran en las localidades de Los Mártires, Santa Fe y Kennedy