Bogotá vivió de nuevo una noche donde los disturbios fueron los protagonistas, pese a que la jornada del miércoles transcurrió de forma pacífica en el día.

Llegada la noche, los puntos de los enfrentamientos se concentraron en las localidades de Ciudad Bolívar, Kennedy, Rafael Uribe Uribe y Usme.

 

 

El punto más crítico se concentró en la avenida Ciudad de Cali a la altura del sector Chicalá, cerca al portal de Las Américas.

Publicidad

Allí, los manifestantes se enfrentaron con el Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) usando bombas incendiarias.

 

 

En la localidad Rafael Uribe Uribe se presentaron hechos vandálicos contra locales comerciales, situación similar a la ocurrida en Ciudad Bolívar.

Por los hechos, fue necesaria la intervención de la Policía Nacional que logró la captura de al menos 15 presuntos delincuentes.

 

 

Cuatro civiles y cuatro miembros de la fuerza pública resultaron heridos tras enfrentamientos en los portales de Américas y Suba.

Los equipos de la Secretaría de Gobierno, la Personería de Bogotá y otras entidades estuvieron durante toda la jornada verificando que no se presentarán violaciones contra los Derechos Humanos, especialmente en el Portal Américas donde se han denunciado este tipo de situaciones.

En la marcha del miércoles 19 de mayo participaron más de 8.000 personas en Bogotá, en el marco del paro nacional que inició el pasado 28 de abril.