Piezas clave sobre el caso de Valentina Trespalacios siguen apareciendo en Bogotá.

Un operario de aseo encontró el celular de la joven víctima dentro de una caneca de basura.

Estaba ubicada en una bomba de gasolina que queda afuera del aeropuerto, El Dorado, sobre la calle 26.

Tras dar el aviso a las autoridades sobre el hallazgo, el celular fue entregado a expertos que intentan desencriptar el teléfono móvil para sacar información que permita esclarecer el crimen.

Cabe destacar que Jhon Poulus, pareja sentimental de Valentina, fue capturado en Panamá y es el primer sospechoso de haber cometido el crimen. 

En el último reporte de las autoridades, se confirma que el general Carlos Triana, comandante de la Policía de Bogotá, junto con agentes de la DIJIN, viajarán a Panamá por Poulus.