Continúan las entregas de ventiladores en hospitales y clínicas en Bogotá donados por el Gobierno nacional, elementos destinados a la atención de pacientes COVID-19 y que ayudan a cubrir el déficit de camas UCI en la ciudad.

Las autoridades de salud esperan que estos ventiladores entren a funcionar lo antes posible, ya Bogotá este domingo llegó al 81.3 % de camas de Unidades de Cuidados Intensivos. De 998 camas hay 811 ocupadas, de estas 142 son por casos confirmados por COVID-19, y 669 restantes son de casos probables.

La Secretaría de Salud de Bogotá explicó que el indicador subió no por el aumento de pacientes sino por la situación extraordinaria que se presentó en dos IPS donde dejaron de funcionar 30 camas por falta de personal idóneo que las pueda operar.

VEA MÁS INFORMACIÓN EN EL VIDEO