La labor investigativa de la Fiscalía General de la Nación, puso al descubierto la red delincuencial ‘La Empresa’ para controlar actividades de almacenamiento y distribución de drogas, homicidios selectivos y otras conductas delictivas en Bogotá

La Fiscalía presentó a 27 personas que harían aparte de esta organización y les imputó diversos delitos: fabricación, tráfico o porte de estupefacientes; homicidio; desaparición forzada; concierto para delinquir; fabricación, tráfico y porte de armas, municiones de uso restringido, de uso privativo de las Fuerzas Armadas; y utilización ilegal de uniformes e insignias.

Durante las audiencias fueron presentados videos de seguimientos, testimonios, interceptaciones de comunicaciones y otros elementos de prueba que dieron cuenta de la peligrosidad y nivel de articulación de los señalados integrantes de ‘La Empresa’.

En ese sentido, 24 recibieron medida de aseguramiento en centro carcelario, dos más fueron cobijados con detención en el lugar de residencia y uno, capturado en flagrancia, quedó libertad y seguirá vinculado a la investigación.

Una empresa criminal 

Publicidad

El abundante material investigativo evidenció que ‘La Empresa’ inició su actuar ilegal en el sector de ‘El Bronx’, en el centro de Bogotá.

Luego de la intervención hecha por las autoridades a esta zona de la ciudad habrían llevado sus actividades ilícitas a Chapinero, Usme, Mártires y Rafael Uribe.

En estas localidades, supuestamente, alquilaban apartamentos o habitaciones para utilizarlas como centros de almacenamiento y empaque de estupefacientes. En los inmuebles, al parecer, también recibían los pagos por la comercialización de cocaína, marihuana y bazuco, entre otras sustancias.

Los dos señalados cabecillas de la red, alias Pekas y El Flaco, habrían dispuesto de diferentes roles dentro la misma estructura.

Es así que había ‘Contadores’ o ‘Cajas’, encargados de las finanzas, almacenar y distribuir la droga; ‘seguros’, un cuerpo de seguridad al que se le atribuyen varios homicidios; y ‘Pupilos’, es decir, los expendedores.

Las labores investigativas y de seguimiento permitieron conocer que la droga era vendida en entornos escolares, parques, alamedas, gimnasios al aire libre y otros puntos en los que hay presencia masiva de jóvenes.

A ‘La Empresa’ se le atribuyen 12 homicidios de supuestos integrantes de la misma organización.

Al parecer, fueron asesinados porque se quedaban con dosis de estupefacientes o dinero. También hay en curso una investigación por la desaparición forzada de una mujer extranjera.

Esta banda tendría a su servicio un integrante de la Fuerza Pública, quien presuntamente suministraba información sobre operativos y acciones de control de las zonas en las que tenía injerencia la banda delictiva. Este funcionario hace parte de los capturados y judicializados.