El director de la Policía, general Óscar Atehortúa, aseguró que en la marcha estudiantil de la semana pasada, donde se vio atacada la sede del Icetex en Bogotá, no hubo uniformados infiltrados.

“La Metropolitana de Bogotá el día de ayer sacó un comunicado informando que no tenemos personal infiltrado en las manifestaciones”, indicó.

Atehortúa aclaró que las personas que estaban allí, efectivamente eran policías que recolectaban material probatorio “para demostrar que los ciudadanos que habían sido trasladados y retenidos, hacían parte de las manifestaciones y los desórdenes públicos”.