La Alcaldía anunció un ambicioso plan para garantizar la seguridad de los capitalinos durante las festividades; 12.000 uniformados custodiarán Bogotá durante la temporada navideña.

«Vamos a realizar 2.436 intervenciones en territorio durante 7 semanas, vamos a estar hasta mediados del mes de enero», dijo Hugo Acero, secretario de Seguridad.

La mandataria invitó a los ciudadanos a celebrar la navidad al aire libre con todas las medidas de bioseguridad y no hacer reuniones familiares.

«Procuren evitar reuniones masivas en sitios cerrados poco ventilados, eso es de altísimo riesgo», señaló la alcaldesa Claudia López.

La pólvora estará prohibida, habrá sanciones pecuniarias y hasta penales para los padres de niños quemados. Las autoridades llevarán un control riguroso de cada caso.

Publicidad

«Vamos a tener un control diario, 24/7 de cualquier niña o niño quemado que entre a un centro hospitalario», señaló la alcaldesa.

En Bogotá no habrá toque de queda, pero se mantiene la restricción  la venta de licor de 10 de la noche a nueve de la mañana, además, no se levantará el pico y placa en diciembre.