La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, en un consejo de seguridad llevado a cabo este jueves, dio la instrucción de reabrir todas las Comisarías de Familia que estaban cerradas por la cuarentena.

Esta decisión se toma ante el aumento del 16 % de la violencia intrafamiliar, así como por el aumento del 225 % de las llamadas a la línea púrpura donde se reportan los casos de violencia.

Entre el 20 y el 25 de marzo, 573 mujeres han pedido ayuda y solo 102 la han obtenido de manera efectiva con medidas de protección.

“Vamos a organizar las Comisarías de Familia en turnos para poder atender la demanda de las mujeres por violencia intrafamiliar que ha subido durante la cuarentena. Las Comisarías son el primer eslabón de protección, pero estaban teletrabajando y no pueden seguir en esta modalidad”, aseguró la mandataria.

En el consejo de seguridad, donde participaron representantes de la Policía, la Brigada 13 del Ejército y la Fiscalía, la mandataria reportó que en los primeros 100 días de gobierno se logró disminuir en un 2 % el número de homicidios, pasó de 242 en 2019 a 236 en 2020. A esto se suma que en 15 días de este año no se registraron homicidios.

Por otro lado, una de las reducciones más notables, según López, fue en el hurto a personas, con una baja del 15%; el hurto a residencias con una disminución 27% y el hurto motocicletas con una baja del 23%.

Publicidad

Asimismo, se desmantelaron 27 bandas delincuenciales en 14 localidades, es decir, por día fueron desarticuladas 3, y se logró la captura de 9.580 personas: 8.311 en flagrancia y 1.269 por orden de captura.

En los primeros meses del año el hurto a personas bajó de 29.783 casos en 2019 a 25.235 en 2020; las lesiones personales también descendieron un 26 por ciento, en 2019 fueron 6.075, mientras que en 2020 se registraron 4.571.

El robo a celulares que bajó 12%, pasando de 15.734 en 2019 a 13.890 en 2020.

En TransMilenio, el hurto bajó en un 32 % y en el 42 % de estos casos las víctimas fueron mujeres.