La Empresa de Acueducto abrió el proceso para subastar los camiones de basura comprados en la administración de Gustavo Petro que reposan, al sol y al agua, hace más de tres años en parqueaderos en Tocancipá y en el sur de Bogotá.

Aunque saldrán a la venta no es mucho lo que se podrá recuperar, pues de los 275 vehículos, 137 están tan deteriorados que se tendrán que vender por chatarra y 138 son susceptibles de uso.

La flota de aguas de Bogotá, que incluye compactadores, volquetas, barredoras, le costó al Distrito 76 mil millones de pesos y según la firma subastadora se podrán recuperar máximo $ 5.000 millones.

Diana Giraldo