Los hechos se registraron en la tarde del martes, cuando cinco de los 336 buses nuevos de TransMilenio que comenzaron a operar en Bogotá, fueron atacados.

Con apenas tres días de uso, los articulados fueron vandalizados.

Las autoridades revisan cámaras de seguridad para identificar a los desadaptados.

TransMilenio hace un llamado a cuidar los vehículos del sistema de transporte masivo y advirtió que la ciudadanía es la más afectada en este tipo de acciones.

Diana Giraldo