El pasado martes, 18 de enero, en la localidad de Usme, al sur de Bogotá, dos paramédicas que atendían una emergencia por un accidente de transito se fueron a los golpes en medio de la vía.

Las mujeres, que pertenecían a ambulancias distintas, se pegaron puños, patadas y se agarraron del pelo duramente, como se aprecia en varios videos.

Viendo el caso de intolerancia, un compañero de una de las mujeres intervino en la pelea pero también fue golpeado por ellas.

La pelea se da en medio de la lucha que tienen las ambulancias para llegar primero a los lugares en los que se presentan accidentes de tránsito. Ya que el primer vehículo que llega al accidente es al que se le asigna el herido para ser llevado a un centro médico.