El resultado de los exámenes médicos realizados al ciclista boyacense, arrojaron politraumatismos en su rodilla derecha que lo mantendrán dos semanas alejado de las carreteras.

Luego de ser arrollado por un vehículo mientras entrenaba por carreteras de Boyacá, Nairo Quintana recibió los resultados de diversos exámenes médicos a los que fue sometido, como «radiografías, ecografía y resonancia magnética».

Estos descartaron fracturas, pero sí confirmaron politraumatismos en la rodilla derecha del líder del Arkea Samsic, que lo obligarán a tomar reposo durante dos semanas.

Quintana estaría retomando entrenamientos el 18 de julio, apenas un mes y once días antes del comienzo del Tour de Francia.