Caterine Ibargüen ganó la medalla de bronce en salto triple al registrar 14,73 metros. Yulimar Rojas se impuso con 15,37 m.

El primer salto de la atleta colombiana fue bastante discreto y apenas logró 14,16 metros. Sus principales rivales, la venezolana Yulimar Rojas y la jamaiquina Shanieka Ricketts, estuvieron ambas por encima del 14,80 m.

Rojas, en su segundo intento, quedó muy cerca del récord del mundo en salto triple registrando 15,37 metros. Por su parte, Ibargüen se pasó por 3,7 centímetros de la tabla de batida y su segundo salto fue invalidado.

Lee también: Equipo colombiano se clasificó para la final de 4×400 en el Mundial y rompió récord nacional

En el último intento para todas las deportistas participantes en esta final, las estadounidenses Tori Franklin, la finlandesa Kristiina Mäkelä, la rumana Andreea Panturoiu y la francesa Rouguy Diallo se quedaron fuera de la disputa de las medallas. La colombiana clasificó en el octavo lugar.

En el cuarto salto, Ibargüen, quien debía abrir cada turno por haber sido la de menor registro en los tres primeros, mejoró un poco su marca con un 14,46, una distancia que aún no le alcanzaba para medalla. Sin embargo, ninguna de las otras siete participantes logró mejorar en este turno su propio registro.

Lee también: (Video) James ingresó y le salvó ‘los papeles’ al Real Madrid ante el Granada

Publicidad

Caterine Ibargüen logró meterse al podio en su quinto salto con un registro de 14,73 metros desplazando a la jamaiquina Kimberly Williams, que tuvo un salto inválido en su quinto intento.

En el último salto Ibargüen registró un 14,47 m. y se mantuvo en el tercer lugar para sumar así su quinta medalla al hilo en los Mundiales de atletismo.