La banda norteamericana fue la encargada de hacer el show previo al comiendo de la final de UEFA Champions League en el Wanda Metropolitano de Madrid, España.