El futbolista Jonathan Fabbro fue condenado este jueves a 14 años de prisión por abusar sexualmente de su ahijada. El juez lo consideró culpable de cinco hechos con «acceso carnal», cuando la menor tenía entre 5 y 11 años de edad (Mire acá más detalles de la sentencia).

Con la sentencia se dieron a conocer también los perturbadores chats de WhatsApp que lo condenaron. En estos se puede ver cómo Fabbro le pedía fotos a la niña.

«Mandá fotos», es una de las frases que más revuelo ha generado en la sociedad argentina.

Además, en unos de los chats la menor le dice que le pida fotos a Larissa Riquelme (pareja de Fabbro). Sin embargo, a través de emojis e insistencia, la víctima cedió ante sus pedidos.

El hermano mayor de la niña descubrió los diálogos y se alarmó cuando verificó que no era un simple ‘noviecito’, sino su padrino.

Pero lo más aberrante para la familia fue cuando la niña se decidió a hablar. Resulta que no era reciente, ni se trataba solo de unos mensajes por WhatsApp. Fabbro había accedido sexualmente a la víctima.

«Fueron cinco años de toqueteos, de eyaculaciones en la boca y sexo oral, de episodios en el auto de Fabbro, en la casa de su abuela», informó el portal argentino Infobae.

Estos fueron los mensajes por WhatsApp:

Cabe recordar que Jonathan Fabbro pasó por equipo importantes en América como River Plate, Boca Juniors, Cerro Porteño y el Once Caldas que disputó la Copa Intercontinental de 2004.