Colombia recibe con sorpresa la noticia del retiro de Brasil para organizar el Mundial de Fútbol femenino en 2023.

La decisión se tomó por la crisis económica causada por la pandemia del coronavirus, en el vecino país.

En apoyo a que el Mundial de Fútbol femenino 2023 se haga en Suramérica, Brasil anunció su respaldo para que Colombia organice el torneo.

Ahora la Conmebol, con un único candidato, «aumenta sus posibilidades en la votación, así como refuerza la unidad que marca la actual gestión de la entidad«, dijo la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF).

Con la salida de Brasil, la sede será disputada entre Colombia, Japón y la conjunta Australia y Nueva Zelanda.

El ganador será anunciado por la FIFA el próximo 25 de junio, tras realizarse una sesión virtual de su Consejo.

Este órgano será el encargado de seleccionar al anfitrión o anfitriones del Mundial de Fútbol femenino de la FIFA 2023 mediante un proceso de votación abierto.

Los resultados de cada ronda de votación y los votos de cada miembro del Consejo se publicarán en la página de internet de la FIFA.

Tras el exitoso Mundial de Fútbol de Francia 2019, el torneo espera confirmar su desarrollo con la ampliación del número de selecciones participantes de 24 a 32.