En Argentina la disputa por el título minimosca de la Federación Internacional de boxeo entre el local Luis Lazarte y el filipino Johniel Casimiro terminó en una batalla campal…
Apenas terminó el combate que le dio el triunfo al filipino Johniel Casimiro, sobre el argentino Luis Lázarte, el público local en Mar del Plata, comenzó a arrojar de todo al ring…

Sillas y otros objetos contundentes, cayeron al cuadrilátero del estadio Once Unidos, como protesta porque el árbitro Eddie Claudio de Estados Unidos, suspendió el combate en el noveno asalto, cuando el filipino tumbó al argentino…

El ganador, el juez y su cuerpo técnico, salieron como pudieron del ring a refugiarse en su camerino, porque además, algunos aficionados los querían agredir…
Para el argentino Lazarte de 41 años, ésta fue su última oportunidad de buscar el título vacante minimosca de la Federación Internacional de Boxeo, ante Casimiro, de sólo 20 años…
Con este escándalo, el filipino Johniel Casimiro, es el nuevo monarca minimosca de la FIB, así su rival y el público argentino, no hayan estado de acuerdo…