El portero Wuilker Faríñez y el centrocampista Samuel Sosa, dos de las grandes promesas del fútbol venezolano, ni siquiera han cumplido 20 años, pero ya le arruinaron un Mundial Sub-20 a Uruguay y ahora se lo pueden malograr al seleccionado mayor.

Faríñez y Sosa contribuyeron para que Venezuela eliminara a los celestes en las semifinales del Mundial Sub-20 de Corea del Sur-2017. Ahora con un mundial de mayores en juego la vinotinto, con estos dos futbolistas en la convocatoria, buscará arruinarle la fiesta a Uruguay y dejarlo, tal vez, sin Rusia 2018.

«Me cambió la vida», asegura Sosa, autor del gol que quebró aquel partido.

Brasil, ya clasificado, lidera la tabla rumbo a Rusia-2018 con 37 puntos. Uruguay le sigue, con 27, escoltado por Colombia (26), Perú y Argentina (cada uno con 24). Un triunfo sellaría el cupo mundialista del equipo que conduce Óscar Washington Tabárez.

Sin embargo, los ‘chamos’ de Rafael Dudamel, técnico vinotinto, saben lo que es amargarles la fiesta a los charrúas.

El 8 de junio, en la Copa del Mundo Sub-20, Sosa, de 17 años, anotó con un zurdazo de tiro libre para el empate 1-1 a los 90 minutos, forzando la prórroga.

En la tanda de penaltis, Faríñez, de 19 años, fue héroe al tapar dos cobros para dar a los suyos el pase a la final (4-3).

Publicidad

Venezuela perdería 1-0 la final contra Inglaterra, pero su actuación en el torneo fue inolvidable. Uruguay también caería ante Italia en el choque por el tercer puesto, 4-1 en penaltis, tras igualar 0-0 en 120 minutos.

«Lindo recuerdo»

Faríñez, Sosa, Ronald Hernández, José Hernández, Yangel Herrera, Ronaldo Lucena, Sergio Córdoba, Yeferson Soteldo y Ronaldo Chacón son los subcampeones mundiales Sub-20 convocados por Dudamel para los duelos contra Uruguay y Paraguay (el próximo martes).

Suspendido por tarjetas amarillas, Herrera es el único inhabilitado contra la celeste. «El gol marcó mi vida futbolística y personal. Nos dio el pase a la final. Lastimosamente no conseguimos el campeonato, pero me llevo ese lindo recuerdo y muchos otros», declaró Sosa a AFP.

Adalberto Peñaranda, figura con dos goles y tres asistencias en el Mundial Sub-20, quería cobrar el tiro libre. Dudamel, desesperado, gritaba desde la banda: «¡Sosa! ¡Sosa!».

«Al final, Peñaranda me dijo: cobra tú… Y salió», relató el joven volante del Deportivo Táchira.

Los mediocampistas Federico Valverde y Rodrigo Bentancur formaron parte del Uruguay Sub-20 que sufrió la derrota en penales y, ahora, están en la convocatoria de Tabárez ante Venezuela y Bolivia.

Hasta los golpes

La rivalidad entre los muchachos Sub-20 de Venezuela y Uruguay escaló hasta los puños. Ambos planteles compartieron hotel en Corea del Sur y sus futbolistas se enzarzaron en una pelea en el lobby.

«Venía Peñaranda caminando y le dieron un golpe. Obviamente se iba a armar una grande, porque le están pegando a un compañero. Nos metimos todos», contó Soteldo entonces.

«No aceptan que fuimos superiores que ellos y no lo decimos de la boca para afuera, sino que lo demostramos», agregó el mediocampista del chileno Huachipato.

Vinotintos y celestes se habían enfrentado dos veces en el Sudamericano Sub-20, en el que ambos consiguieron sus plazas mundialistas.

Igualaron 0-0 en la primera fase y Venezuela ganó 3-0 en el hexagonal final, un resultado que, sin embargo, no evitó que los charrúas ganaran el título.

Ahora, los ‘chamos’ vuelven a cruzar caminos con Uruguay, pero esta vez enfrentando a sus hombres de élite: Luis Suárez, Edinson Cavani, Fernando Muslera, Cristian Rodríguez y compañía.

Esteban Rojas / AFP