El pasado fin de semana en la tradicional ‘Noche Amarilla’, organizada por el Barcelona de Guayaquil -en la que el cuadro ecuatoriano presenta el plantel a su afición y además invitan a una figura del fútbol mundial- pasó a la historia por una imagen que recorrió el mundo y nada tiene que ver con el juego.

Pese a que el invitado de esta edición fue el celebre exdelantero italiano Alessandro Del Piero, la presencia de ‘Pinturicchio’ se vio opacada en la prensa mundial por Deyvi Andrade.

Si el nombre no les dice nada, es probable que lo recuerden más fácilmente como el hombre que fue captado por una cámara mientras le daba un beso a una mujer con la que se encontraba en la tribuna, pero apenas vio que lo estaban enfocando, quitó su brazo de la acompañante y puso una mirada seria.

El portal especializado FutbolRed, entre otros medios deportivos, aseguraron que a raíz de esto, muchas personas, “principalmente mujeres”, han criticado su actitud.

Publicidad

Deivy, además, reconoció que se acabó su relación. Sin embargo, advirtió que se arrepiente.

“Me arrepiento de lo que hice, pero más perdón no puedo rogar”

Luego de que el video se hiciera viral, Andrade aseguró que las críticas y el ‘bullying’ producto de esto han causado un “daño psicológico” en él.