La Federación Colombiana de Fútbol le respondió al Ministerio del Deporte su pedido de investigar a varios de sus miembros por el escándalo de reventa de boletas para el Mundial Rusia 2018.

Según la FCF, “la Comisión Disciplinaria solo puede suspender o retirar de sus cargos a los miembros de organismos deportivos una vez finalizado el proceso disciplinario”.

Además reiteraron que desde el pasado 8 de julio, el Comité Ejecutivo de la FCF solicitó a la Comisión Disciplinaria iniciar la investigación correspondiente.

Dicha solicitud fue avalada el 7 de julio en sesión ordinaria no presencial por parte del Comité Ejecutivo.

La solicitud del Ministerio del Deporte se da dos semanas después de que la Superintendencia de Industria y Comercio, sancionara a varios integrantes del comité ejecutivo de la FCF por irregularidades en la boletería de la pasada Copa Mundo.

Los principales implicados son el actual presiente de la FCF, Ramón Jesurún y actual vicepresidente del Comité Ejecutivo de esa organización Álvaro González.