Luego de una reunión liderada por la vicepresidenta de la República, Marta Lucía Ramírez, en la que participaron representantes del Gobierno nacional, los clubes profesionales, la División Mayor del Fútbol Colombiano y la Federación Colombiana de Fútbol, se llegó a acuerdos que favorecen el fútbol femenino en el país.

Tenemos el empeño de hacer el fútbol profesional femenino una realidad y para siempre

dijo la vicepresidenta al término del encuentro.

“Aquí estamos el Gobierno, los clubes, la institucionalidad del fútbol y las representantes del fútbol femenino, con ellos vamos a viabilizar la liga y la idea de tener este campeonato mundial de fútbol femenino en el 2023. Estamos todos manos a la obra, vamos a conseguir los recursos y vamos a lograr que la participación de las mujeres en el fútbol profesional tenga las mismas garantías que tienen los hombres”, agregó.  

En el encuentro también se habló de la búsqueda de oportunidades laborales y educativas para las deportistas, incluidos los hombres.

“Vamos a hacer un trabajo para que nuestras jugadoras y jugadores tengan una profesión adicional al deporte. Vamos a vincular a las universidades colombianas para tener un sistema de becas para nuestros deportistas y que puedan ser becados por su desempeño”, agregó Ramírez.

Por su parte, Ernesto Lucena, director de Coldeportes, sostuvo que hay tres aspectos fundamentales para el buen desarrollo de la competencia, se trata del modelo de torneo que se va a tener, la financiación y el modelo pedagógico con las universidades y posiblemente los colegios para que sea sostenible en el tiempo.

“Hoy le queremos enviar el mensaje muy claro al país: habrá liga de fútbol, vamos a analizar cuántos equipos serán y cómo será ese tornero aficionado paralelo que queremos hacer y el capital semilla. Todos mancomunadamente vamos a salir a recoger los recursos”, afirmó Lucena.

Publicidad

A su vez, el viceministro de Trabajo, Carlos Alberto Baena, señaló que se le está dando una respuesta al país del porqué los hombres tienen liga y las mujeres no, ya que “las mujeres están vinculadas con contratos a tres meses lo que no les permite dedicarse a la actividad deportiva y hoy estamos hablando de contratos, mínimo a 10 meses, lo que les va a permitir no solo poder asistir a la universidad sino tener un ingreso permanente y poder dedicarse al fútbol y avanzar profesionalmente”.

Finalmente, las futbolistas señalaron que han sentido el respaldo que les ha brindado el Gobierno el que consideran importante y vital.

“Nos sentimos respaldadas por el Gobierno y por todas las entidades que rigen el fútbol femenino en Colombia y esta mesa que se hace hoy es un avance para el fútbol femenino. Hay cosas que todos vamos a trabajar en pro al fútbol femenino colombiano”, concluyó Leicy Santos, jugadora de Independiente Santa Fe.