El Banco Mundial dijo que prevé una expansión económica del 3,7% en Latinoamérica y el Caribe este año, mejorando su previsión anterior de un crecimiento de 2,8% para la región golpeada por la pandemia del coronavirus.

Frente a Colombia, crecerá 4,9%, según el Banco Mundial. Además, se espera una expansión del PIB por una mayor demanda interna.

«Se espera que la actividad económica regional crezca un 3,7% en 2021, a medida que se flexibilicen las iniciativas para mitigar la pandemia y se distribuyan vacunas«, dijo el organismo multilateral.

Sin embargo, recalcó que la recuperación, que llegará luego de una década de crecimiento lento, «será muy leve«.

Y advirtió que un escenario negativo, con retrasos en la distribución de la vacuna contra el COVID-19 y efectos económicos secundarios, podría reducir el incremento del Producto Interno Bruto (PIB) a 1,9%.

«El panorama presenta riesgos adversos«, señaló.

Publicidad

Según las previsiones del Banco Mundial, varios factores podrían hacer disminuir el ritmo de actividad.

Mencionó entre ellos «la imposibilidad de contener la pandemia, problemas relacionados con la deuda y el financiamiento externo, el resurgimiento de tensiones sociales«.

También alertó sobre el deterioro de la confianza de los inversionistas y la disminución de la capacidad crediticia en toda la región.

En 2021, el Banco Mundial pronostica una expansión económica en todos los países de Latinoamérica y el Caribe, excepto en Nicaragua y Surinam, donde anticipa una contracción de 0,9% y 1,9%, respectivamente.

«Se calcula que la economía regional se contrajo un 6,9% el año pasado«, indicó el organismo con sede en Washington.