El Banco Mundial (BM) rebajó este martes la previsión de crecimiento global hasta el 2,9 % y alertó de que la guerra en Ucrania, los altos precios y los problemas en la cadena de suministros podrían derivar en una situación de estanflación: inflación elevada unida a un crecimiento muy flojo.

En su informe actualizado Perspectivas Económicas Globales, publicado este martes, el BM rebajó en 1,2 puntos la previsión de crecimiento con respecto a lo proyectado en enero, cuando la situó en el 4,1 %.

Lea también: Fuerte incendio consumió varias viviendas en Chía, Cundinamarca

El principal elemento nuevo en las previsiones del Banco es la guerra de Ucrania, que empezó a finales de febrero y que está teniendo muchos efectos sobre la economía mundial: un aumento del precio de las materias primas, más problemas para la cadena de suministros y mayor incertidumbre, entre otros.