El ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo aseguró que la reforma tributaria “está orientada a gravar a las personas de más altos ingresos”.

Tras la posesión de Gustavo Petro como presidente de Colombia, el 8 de agosto se radicó la reforma tributaria con la cual esperan recaudar 25,9 billones de pesos en el 2023.

Quizás le interese: Reforma Tributaria: ¿Cuáles son los alimentos que subirán de precio con los nuevos impuestos?

Según el ministro Ocampo, la nueva ley de inversión social “está orientada a gravar a las personas de más altos ingresos para utilizar esos recursos para el gasto social, esa es la prioridad de esa reforma”.

“Tiene un efecto significativo en materia de redistribución del ingreso en Colombia que enfrenta retos inmensos, dado que Colombia es uno de los países más desiguales del mundo“, explicó el jefe de cartera de Hacienda.

Lea también: Presidente Petro ordena a ministros “desmantelar nóminas paralelas” en entidades públicas

Sin embargo, este miércoles en medio de la cumbre de mandatarios del Pacífico en Cali, MinHacienda se refirió por uno de los puntos que ha causado polémica, el título quinto: “Impuestos saludables”, el cual propone gravar en un 10 % las bebidas azucaradas y alimentos ultraprocesados.

“Esa es una parte de la reforma, es una muy pequeña parte de la reforma; sobre ese tema y sobre otros estamos dispuestos a dialogar“, sostuvo Ocampo asegurando que varios parlamentarios de Senado y Cámara discuten el polémico proyecto de ley.

Conozca más: Mataron a esmeraldero en Bogotá: le dispararon luego de haber retirado 18 millones de pesos

“Me parece muy curioso que sea el único centro de atención donde hay muchísimos otros programas importantes en esa reforma tributaria”, detalló.

Además, Ocampo resaltó que se necesitan recursos para “muchos programas sociales que hay”.

“Por ejemplo, en la costa Pacífica es uno de los grandes problemas de Colombia, vamos a trabajar duro para apoyar desde el Gobierno nacional, estará en el centro del plan de desarrollo“, concluyó el ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo.

Lea más: Centro Democrático publicará cartilla alternativa del conflicto armado

Por su parte, el presidente del Senado, Roy Barreras aseveró que junto con el ministro de Hacienda recorrerán las regiones para determinas las condiciones presupuestales de cada una.

De esta manera, una vez se apruebe el presupuesto y se sepa lo que se necesita en la reforma tributaria para aliviar las “angustias sociales” de las regiones, “tengamos la voz directa y no solamente un Congreso encerrado en Bogotá”.

Vea también: El expresidente Donald Trump declarará ante la fiscal general de Nueva York el miércoles

Finalmente, Barreras indicó que se ha dicho ante la opinión pública “de manera equivocada y en las primeras horas de la reforma, que va a cargarse con impuestos a la comida de los más pobres”.

“Eso es porque a los más pobres les han dado de comer basura, comida que no es nutricional, les han dado a beber aguas azucaradas y comida de la no mejor calidad en embutidos. Qué bueno que paguen impuestos aquellas comidas de baja calidad, para poder comprar carne, huevos y leche de verdad para los niños y no lactosueros”, sentenció el presidente del Senado, Roy Barreras.