El primer ministro de India, Narendra Modi, ordenó un toque de queda en todo el territorio, el próximo domingo, para luchar contra la propagación del nuevo coronavirus.

Los más de 1.300 millones de indios deberán permanecer en sus casas, explicó Modi en un discurso a la nación.

Noticia en desarrollo.