Al menos 49 personas murieron al estrellarse este lunes un avión de la línea bangladeshí US-Bangla tras deslizarse en la pista cuando realizaba la maniobra de aterrizaje con 67 pasajeros y 4 miembros de la tripulación a bordo en el aeropuerto de Katmandú.

La aerolínea informó que el avión llevaba a 40 pasajeros bangladeshíes, 25 nepalíes, uno chino y otro maldivo, así como cuatro miembros de la tripulación también de Bangladesh.

El director del aeropuerto internacional Tribhuvan de la capital nepalí, Raj Kumar Chhetri, confirmó que hasta el momento han recuperado los cuerpos de 31 personas del avión y que 18 de las 30 personas que fueron rescatadas han fallecido en el hospital.

«El avión con identificación S2-AGU que despegó de Dacca estaba aterrizando en el TIA (aeropuerto de Katmandú)», indicó un portavoz del aeródromo, Prem Nath Thakur.

Imágenes difundidas por medios locales desde el aeropuerto muestran los restos del avión incendiado entre un montón de fragmentos, mientras los servicios de rescate trabajan en la zona.

En la última década hubo varios accidentes de avionetas o aviones de pequeño tamaño en Nepal con decenas de muertos, muchos de ellos turistas que visitaban el montañoso país enclavado en la cordillera del Himalaya.