La cantante estadounidense Aretha Franklin, conocida como la “Reina del Soul”, falleció a los 76 años en su casa de Detroit.

El representante de la artista, Gwendolyn Quinn, indicó que Franklin murió rodeada de amigos y familiares, tras permanecer varios días en cuidados paliativos por el cáncer de páncreas que sufría.

Nacida en 1942 en Tennessee, Franklin llevaba en la música desde los años 50 y cuenta con grandes éxitos como “Respect” y “Spanish Harlem”, a los que se suma el haber ganado 18 premios Grammy.

En 1979 recibió su estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood y en 1987 fue la primera mujer que ingresó en el salón de la fama del “rock and roll”.