Tras el paso de la tormenta Eleanor, que dejó cuatro muertos en Europa y provocó incendios en la isla francesa de Córcega, los Alpes franceses presentaban un riesgo máximo de avalanchas.

Lluvias torrenciales con ráfagas de viento pasaron sobre Inglaterra, Irlanda, Suiza, Alemania, Bélgica, Holanda, Francia y España, obligando a anular el tráfico aéreo y dejando a miles de hogares sin electricidad.

Las autoridades francesas emitieron una alerta de riesgo máximo de avalanchas en los Alpes, por lo que varias estaciones se encuentran en alerta 5, el nivel máximo.

Por otro lado, España se encontraba en alerta “naranja” por fuerte oleaje y vientos. En Alemania, en donde el servicio meteorológico Deutsche Wetterdienst (DWD) levantó su alerta por vientos fuertes, las autoridades de varios estados regionales están ahora inquietas por el nivel de los ríos.

Redacción Internet – CM&