La Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) de Brasil autorizó el uso en carácter de emergencia de la vacuna COVID-19 del laboratorio belga Janssen, brazo europeo de la multinacional estadounidense Johnson & Johnson.

La Dirección Colegiada del órgano regulador, reunida este miércoles en la capital brasileña, aprobó por unanimidad (5-0) de votos el pedido presentado la semana pasada por Janssen.

La Anvisa concluyó, después de analizar los estudios presentados, que la vacuna protege contra la forma grave de la enfermedad y es eficaz para la previsión del COVID-19 en pacientes adultos“, comunicó el organismo regulador.

 

Mira también: Macron pone a toda Francia en confinamiento

Basado en vectores de adenovirus serotipo 26 (Ad26), el inmunizante es aplicado en dosis única con una eficacia del 66,9 % para casos leves y moderados y del 76,7 % para los más graves, después de 14 días de la vacunación, detalló la Anvisa.

En la misma reunión, la Anvisa negó también por decisión unánime de su Dirección Colegiada la autorización para la importación de la vacuna Covaxin, del laboratorio indio Bharat Biotech, otro de los inmunizantes que pretendía ser adquirido por el Gobierno.

Publicidad

El regulador brasileño realizó la inspección técnica obligatoria al laboratorio indio Bharat Biotech y negó el martes el llamado “Certificado de buenas prácticas” que avala el proceso de elaboración del medicamento.

 

En video: Nueva York legaliza oficialmente la marihuana para uso recreativo

En la actualidad, Brasil realiza su vacunación en un 90 % con la Coronavac, del laboratorio chino Sinovac y que es producida en el Instituto Butantán, que pretende también fabricar los insumos para ese inmunizante.

La Coronavac está autorizada para el uso en carácter de emergencia y no ha pedido todavía el registro definitivo ante el ente regulador.