La Fiscalía de Nuevo León, quien es la principal entidad judicial a cargo de la investigación de la misteriosa muerte de Debanhi Escobar, entregó detalles que podrían ser cruciales en el esclarecimiento del hallazgo del cuerpo de la joven.

En una crónica que construyó el medio local ‘Imagen Noticias’, el ente fiscal señala que Debanhi no murió a causa del golpe y la posterior contusión que padeció al caer a la alcantarilla que conecta a la cisterna del Motel Nueva Castilla, ni que tampoco fue abusada sexualmente.

“De que si ya iba muerta, obviamente por el lugar y lo que encontramos, la muchacha cayó todavía viva. Donde se encontró, estaba viva y hubo oportunidad todavía ella de reaccionar, Eduardo Villagómez Jasso, coordinador del servicio médico forense de la Fiscalía, en una rueda de prensa.

Otro de los periodistas cuestionó sí Debanhi tenía agua en sus pulmones y, argumentando la caída accidental de Debanhi, sí era posible que no se ahogara. 

No, (no es posible), porque (ella) se paró. No sé si usted sepa cuanto medía la altura de la cantidad de agua en la cisterna, eran 90 centímetros, respondió el fiscal Villagómez.

También puedes leer: OMS se pronuncia tras casos de salmonella asociados a huevos Kinder

Luis Enrique Orozco, vicefiscal, también indicó que encontraron pertenencias personales de Debanhi en la cisterna donde fue hallada. Sin embargo, tanto el cuerpo como sus objetos, fueron hallados en distintos puntos de la cisterna.

“Efectivamente, esa bolsa encontrada corresponde a Debanhi. El celular fue encontrando en un depósito distinto. La fosa tiene la cisterna, pero tres fosas. El cuerpo de Debanhi se encontró en una fosa. La bolsa se encontró en una parte media de la fosa y un ducto intermedio entre dos cámaras de la fosa; se encontró la bolsa negra. Al fondo de la otra fosa fueron localizadas otras pertenencias personales de Debanhi como su celular, bolso de mano y otros objetos personales, llaves también, que la familia reconoció“, dice Orozco