El presidente de China, Xi Jinping, es noticia mundial por ordenar a sus fuerzas armadas que fortalezcan el entrenamiento de las tropas y estén listas para la guerra.

«Pongan toda su mente y energía en prepararse para la guerra», dijo Jinping en la base militar del Cuerpo de Marines del Ejército Popular de Liberación en Guangdong, en el sur de China, según información de la agencia estatal de noticias Xinhua.

El anuncio del líder chino se produce después de que aumentaron las tensiones políticas entre China y Taiwán, país que Pekín considera suyo.

Además, medios internacionales como CNN agregan que la visita militar se produce también cuando «las tensiones entre China y EE.UU. se mantienen en su punto más alto en décadas».

El líder comunista ha estado recorriendo la región sur de China desde el lunes y este miércoles participa en las celebraciones para conmemorar el 40 aniversario de la zona económica especial de Shenzhen.

Publicidad

El discurso de Xi Jinping

Mientras visitaba la base marina, Xi instó a los soldados a «acelerar la mejora [de sus capacidades de combate]» para convertirse en una fuerza de élite «multifuncional, de respuesta rápida, para todo clima y de la región».

«Concentren todas [sus] mentes y energías en prepararse para la guerra y mantengan un alto nivel de alerta», afirmó el mandatario, quien también es presidente de la Comisión Militar Central de China.

El líder chino también dijo que la Marina asumió los importantes deberes de «salvaguardar la seguridad de la soberanía y los intereses marítimos del país».

¿Qué pasa con Taiwán?

El gobierno comunista ha aumentado la presión sobre la isla democrática desde la elección de 2016 de la presidenta, Tsai Ing-wen, quien rechaza su opinión de que Taiwán es parte de «una sola China».

Asimismo, la isla está dirigida por un gobierno rival que se refugió allí después de que los comunistas tomaran el poder en China.

Por otro lado, Taiwán tiene su propia bandera y moneda, pero no es reconocida como una nación independiente por la ONU.

Los chinos han amenazado con utilizar la fuerza si Taipéi proclama su independencia o si hay una intervención extranjera.

A las tensiones se ha sumado el presidente Donald Trump, ya que Washington y Beijing se enfrentan por una variedad de cuestiones comerciales y de seguridad, así como por la pandemia del coronavirus.

Las preocupaciones a nivel internacional siguen en aumento, sobre todo cuando el mes pasado China publicó un video que mostraba a bombarderos llevando a cabo un ataque simulado contra lo que sería la Base de la Fuerza Aérea Andersen de Estados Unidos, en la isla de Guam en el Pacífico.

Imágenes dramáticas con música solemne lanzadas por el ejército chino muestran bombarderos H-6, que despegan de una base en el desierto mientras los pilotos disparaban misiles balísticos.