A cuatro días de las elecciones presidenciales en Estados Unidos los candidatos Hillary Clinton y Donald Trump hacen sus últimos intentos por cautivar los votos de los latinos, afroamericanos e indecisos en los estados claves para llevarlos a la Casa Blanca.

Voto a voto, ella y él buscan el favor de cinco estados en los que las encuestas aún no dan un ganador. Nevada, Iowa, Ohio, Carolina del Norte y Florida, los demás ya tiene definida su posición. El favoritismo en la costa Pacífica es para Hillary y en el Medio Oeste para Trump.

Clinton viaja por los Estados indecisos con la cantante Beyoncé y su esposo el rapero Jay Z. Anoche su concierto fue en Ohio, que aporta 18 votos electorales y partió de inmediato a Florida, que aporta 29 y sería definitiva para la definición de la presidencia.

Mientras que las encuestas a boca de urna del portal político y el Wall Street Journal daban como favorito en Florida a Trump, las de Univisión y el New York Times mostraban favoritismo por Clinton.

Publicidad

Hillary intenta superar el revés que generó el fuego amigo, cuando a una semana de la elección el FBI dijo que debía investigarla. Ellos denuncian que la campaña de Donald Trump sacó a votar a los miembros de clubes de armas, con la versión de que si Clinton gana, ordenará una operación nacional para quitarles las armas a todos los civiles.