La Guardia Civil española anunció este jueves la detención de 26 personas, en su mayoría ciudadanos colombianos.

Esto, tras una operación en la que desmanteló un taller clandestino que fabricaba sofisticados dobles fondos en todo tipo de vehículos para narcotraficantes internacionales.

El taller, con varias sedes en la zona de Ávila, construyó dobles fondos en al menos 90 vehículos mediante “una verdadera infraestructura de cadena de montaje, con una espectacular inversión en medios: herramientas, grúas, compresores, cabinas”, explicó la Guardia.

“Contaban con especialistas tapiceros, electricistas, forjadores, soldadores o chapistas, disponiendo de todo lo necesario para trabajar a la vez en más de diez vehículos”, señaló el texto.

“El nivel de cualificación en la fabricación era el mejor de España”, precisó a la AFP un portavoz de la Guardia Civil.

Los pedidos para fabricar los escondrijos para la droga, que se adaptaban a automóviles, remolques o motocicletas, venían de España y de otros países europeos, como Francia, Bélgica, Alemania e Italia.

Sobre los 26 detenidos, 22 colombianos y cuatro españoles, pesan varios delitos, entre ellos tráfico de drogas y blanqueo de capitales.