El Tribunal de Justicia de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO) ha ordenado a Cabo Verde poner bajo arresto domiciliario al empresario colombiano Álex Saab, supuesto testaferro del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y detenido en el país africano a petición de Estados Unidos, en lugar de mantenerlo en prisión preventiva.

Una fuente del equipo de defensa de Saab informó que el Tribunal de la CEDEAO, con sede en Abuya (Nigeria) y del que es miembro Cabo Verde, falló a favor de que se termine con el actual régimen de encarcelamiento del empresario colombiano.

En una audiencia celebrada este lunes, la corte ordenó al Estado de Cabo Verde aliviar la medida tomada contra el supuesto testaferro, al estimar que la Justicia caboverdiana «actuó fuera de su jurisdicción» cuando lo detuvo el pasado 12 de junio para responder a una solicitud de extradición formulada por Estados Unidos.

UN «ENVIADO ESPECIAL» DE VENEZUELA

«El Tribunal de Justicia de la CEDEAO reconoce así la condición de enviado especial de Álex Saab y la falta de competencia de Cabo Verde para detenerlo y juzgarlo», dijo a Efe la citada fuente en la ciudad de Praia, capital de este país insular de África occidental.

Según esta fuente, la orden tiene «efectos inmediatos», aunque se desconoce la reacción de las autoridades caboverdianas al fallo de ese órgano judicial comunitario, a cuyos estatutos está obligado el país.

Publicidad

Es la primera vez, en casi veinte años de existencia del Tribunal de Justicia de la CEDEAO, que Cabo Verde es procesado por violar los derechos humanos en su territorio, mientras los demás países de la Comunidad con frecuencia demandados y condenados en esta corte.

Esta instancia judicial tiene competencia para resolver conflictos no sólo entre Estados, sino también entre ciudadanos y Estados, especialmente en lo que respecta a la violación de los derechos humanos.

Los abogados de Saab presentaron el pasado 5 de octubre una demanda ante el tribunal al considerar ilegal la detención de su cliente.

La defensa ya solicitó a las autoridades caboverdianas el arresto domiciliario del empresario aludiendo como motivo su salud, que requiere ciertos cuidados y la atención de un médico.