El análisis realizado en Australia a un vuelo con varios pasajeros confirmados con COVID-19 mostró cuáles son las zonas del avión con mayor riesgo de contagio.

El estudio se realizó en el trayecto operado por Qantas Airways en marzo, el cual llevaba 243 pasajeros por cinco horas de Sidney a Perth, en un Airbus A330. De los cuales, 11 pasajeros eran portadores del coronavirus: casi todos habían estado horas atrás en crucero Ruby Princess.

De acuerdo con el estudio publicado en la revista Emerging Infectious Diseases, las personas que se encontraban en los asientos de ventanilla en el centro de la cabina económica tenían el mayor riesgo de contraer el virus.

Vea también: Indígenas piden intervención de la CIDH ante asesinatos y amenazas en Amazonía

Los pasajeros infectados estaban divididos casi equitativamente entre la parte delantera y trasera. Pero los 11 contagiados se hallaron en el medio del avión, en clase económica. De ellos, siete estaban en los asientos de las ventanillas, hallazgo que contradice las afirmaciones realizadas previamente sobre un mayor riesgo en el pasillo por una presunta mayor exposición a los patógenos.

Publicidad

Una gran mayoría de pasajeros que contrajeron el COVID-19 en el vuelo de Qantas estaban a dos filas de los viajeros infectados, aunque uno estaba a seis filas de distancia, según el estudio.

Le puede interesar: Disparan contra escoltas de la exsenadora Piedad Córdoba en Kennedy

Muchas aerolíneas han asegurado que las posibilidades de contraer el virus en un avión son bajas, en gran medida porque el sistema de intercambio de aire en los aviones es mejor que en los hospitales, y el aire de la cabina se reemplaza por completo 30 veces cada hora.

Pero, convencer a los viajeros que es seguro volar podría convertirse en una batalla de cinco años, dice la Asociación Internacional de Transporte Aéreo.