Un asombroso hallazgo realizó un grupo de médicos especialistas en Shenze, China, tras encontrar una bala en el cráneo de un joven de 28 años.

El paciente identificado como Xiao Chen, sufrió por cerca de 20 años dolores constantes de cabeza a tal punto que ya hacían parte de su cotidianidad.

Con el paso de los últimos meses, Xiao decidió ir al médico y este a su vez lo remitió a un centro especialista.

Te puede interesar: Ladrón que robaba cables de un poste de energía, se electrocutó y quedó colgado de cabeza

Allí, mediante una resonancia magnética, los doctores descubrieron en el cráneo de Xiao Chen un objeto extraño.

Se trataba de una bala alojada al lado izquierdo de su cabeza, la cual le generaba esos intensos dolores de cabeza.

Ante el asombroso descubrimiento, Xiao les contó a los médicos que cuando tenía apenas 2 años, a su hermano se le disparó un arma con la que jugaban.

Mira también: Joven estudiante defiende a maestra denunciada por tener relaciones con él

Dicho disparo terminó impactándolo, pero como no pasó a mayores, nunca le avisó a sus padres y siguió su vida como si nada, ante el temor de un fuerte castigo.

Según los especialistas, el paciente de 28 años tuvo mucha suerte, ya que la bala quedó alojada cerca de la sien, pero no penetró por completo el cráneo, lo que protegió su cerebro.

Luego de otros exámenes y estudios sobre cómo se le realizaría el retiro de la bala, los doctores lograron operar a Xiao y retirar con éxito la bala de un centímetro de larga.

Finalmente, los intensos dolores que acompañaron al joven por casi dos décadas desaparecieron y ahora continúa su vida con total normalidad.