Una operación entre la Policía de España y de Colombia ha permitido detener a tres personas, entre ellas una conocida narcotraficante española, y la incautación de once kilos de cocaína en Madrid.

La Policía española informó este miércoles de la detención de María del Mar M. B., conocida como Reina de Ronda, que ya estuvo en prisión hace unos años por traficar con esta droga desde la República Dominicana a España.

Le puede interesar: ‘Confió’ en su compañero policía en medio de asalto al Capitolio y ahora ambos son delincuentes

La detención se produjo cuando iba a recibir en Madrid once kilos de cocaína llegados horas antes al aeropuerto internacional Adolfo Suárez Madrid-Barajas en un vuelo desde Colombia, según un comunicado de la Policía.

La droga había llegado supuestamente a través de una pasajera del vuelo, también arrestada.

La investigación comenzó cuando los agentes conocieron la existencia de una red dedicada a enviar desde Colombia cocaína a través de maletas en vuelos comerciales a España, para su distribución en varios países de Europa.

Le recomendamos leer: ¿Sanciones de la JEP conllevan a la pérdida de curules o puestos públicos?

Los agentes averiguaron el vuelo en el que sería transportada la droga y estudiaron perfiles de pasajeros para determinar quienes podrían ser los encargados de transportar la cocaína en el equipaje.

Una vez que el vuelo aterrizó en Madrid, hicieron un seguimiento de pasajeros que podrían tener relación con una maleta y una mujer levantó sospechas por su “actitud nerviosa y esquiva en todo momento” al pasar diferentes controles, de acuerdo al comunicado.

Los investigadores recabaron información de esta persona a través de canales de cooperación internacional y resultó que contaba con antecedentes por delito de tráfico de drogas en varios países sudamericanos.

El seguimiento a esta mujer permitió descubrir a un hombre supuestamente implicado en el envío de la droga y finalmente a la Reina de Ronda, tras lo que los tres fueron detenidos en Madrid.

Los policías encontraron varios paquetes con cocaína en la maleta y un vehículo con un compartimento adaptado para ocultar droga, armas o dinero, además de unos 23.500 euros destinados al parecer a pagar la droga, según la Policía.