Abordando el asunto de la ecología, el papa Francisco aprobó el título del Sínodo extraordinario de Obispos sobre la Amazonía, que se celebrará en octubre de 2019.

En la reunión de obispos, en la que participará Colombia, se tratarán los problemas de esa región, especialmente de su población indígena y llevará por título «Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral».

Asimismo, el sumo pontífice nombró a los 18 miembros del Consejo presinodal, que colaborará en la preparación de este encuentro.

Cabe recordar, que el santo padre siempre se ha mostrado preocupado por el tema ambiental, tal y como reflejó en su segunda encíclica, «Laudato Sì» (2015).

El Consejo preparatorio estará integrado por el arzobispo emérito de Sao Paulo, el brasileño Cláudio Hummer; por el prefecto del dicasterio para el Desarrollo Humano, Peter Turkson; por el arzobispo de México, Carlos Aquiar Retes, y por el responsable de Relaciones con los Estados, Paul Richard Gallagher.

También por el arzobispo de Asunción, Armundo Ponciano Valenzuela Mellud; por el arzobispo de Porto Velho (Brasil), Toque Paloschi; por el obispo de San Isidro (Argentina), Oscar Vicente Ojea; por el obispo de Juína (Brasil), Neri José Tondello, y el obispo de Surinam, Karel Martinus Choennie.

Además el prelado de Xingu (Brasil), Erwin Krautler; el vicario apostólico de Puerto Ayacucho (Venezuela), Jose Ángel Divassón; el de Puyo (Ecuador), Rafael Cob; el de Pando (Bolivia), Eugenio Coter; el de Puerto Leguízamo (Colombia), Joaquín Pinzón, y el de Puerto Maldonado (Perú), David Martínez de Aguirre.