En varias zonas de China, aún es bastante común capturar animales domésticos como perros o gatos para emplearlos en el consumo diario; sin embargo, en esta ocasión 150 felinos y 31 gorriones fueron rescatados de un grupo ilegal.

La Policía de la ciudad de Jinan, en la provincia de Shandong, China, informó sobre el rescate de al menos 150 felinos que estaban capturados y serían sacrificados.

Le puede interesar: Así operaba ‘El Descuartizador’, colombiano que mató a tres mujeres en España tras introducirles droga en sus genitales

Los felinos estaban hacinados en jaulas oxidadas cuando fueron encontrados por la policía.

Según medios internacionales, la organización que capturaba a los animales colocaba gorriones en las jaulas para atraer a los gatos y cerraba las trampas con un control remoto.

“Era chocante ver el estado en el que estaban. Muchos de ellos estaban demacrados”, declaró un activista, citado en el comunicado de HSI.

Se cree que la mayoría de los felinos rescatados eran animales domésticos y fueron enviados a refugios de animales.

Los gorriones

A pesar de ser una especie protegida en el país, este grupo ilegal también capturaba las aves para que sirvieran como carnada de los felinos.

En total, se encontraron a 31 gorriones, que tras su rescate fueron liberados.

Por el momento, China, como tal, no cuenta con leyes que luchen contra la crueldad o maltrato animal; sin embargo, los sospechosos de estos hechos podrían ser procesados por cazar pájaros, robar gatos o infringir las normas de prevención de enfermedades animales.