Un sorprendente hallazgo evidenciaron empleados de una carnicería del condado de Charleston, Calorina del Sur, Estados Unidos tras capturar a un caimán.

El gigantesco animal fue encontrado en una propiedad privada aledaña al río Edisto, según la cadena CBS.

Tras una inspección al estómago del animal por cuenta del personal de la empresa Cordray’s dedicada al procesamiento de animales, se evidenciaron varias placas de perro, entre otros objetos.

 

 

En total, fueron cinco placas de perro y otros raros objetos que encontró el equipo de inspección animal en el estómago del caimán de 4,5 metros de largo y cerca de 200 kilos.

Dos placas tenían el número de contacto legible, uno de ellos sin servicio y el último en funcionamiento.

 

Foto: Facebook / Cordray’s

 

Al llamar, un hombre confirmó que 24 años atrás había perdido a un perro de caza en el área cercana donde se capturó el reptil.

 

 

Los otros objetos fueron identificados como una bujía de carro, un casquillo de bala y garras de gato montés, así como la parte de un caparazón de una tortuga.

Se estima que la edad del caimán era superior a los 35 años dado su gran tamaño.