La tormenta tropical Eta, que asoló partes de Nicaragua, Honduras y otros países de Centroamérica, alcanzó esta madrugada el centro de la costa sur de Cuba y se espera que produzca peligrosas marejadas ciclónicas, inundaciones repentinas, indicó este domingo el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos.

Según el último boletín de la agencia estadounidense, el fenómeno meteorológico generaba vientos máximos sostenidos de 60 millas por hora (95 km/h) cuando estaba entonces a unas 60 mi (100 km) al suroeste de Canagua (Cuba).

En la trayectoria pronosticada, el centro de Eta se moverá a través del centro-este de Cuba durante las próximas horas y luego saldrá al Estrecho de Florida, donde se fortalecerá en las cálidas aguas de esta zona.

Eta, que está además a unas 280 millas (450 km) al sursureste de Miami, se mueve a 12 millas por hora (19 km/h) rumbo nornoreste, por lo que prosigue su aproximación al extremo sur de Florida, a donde se calcula que llegue en la próxima madrugada.

Para entonces, cuando impacte en los Cayos de la Florida, Eta podría tener ya casi categoría de huracán, con vientos máximos sostenidos de 70 millas por hora (112 km/h).

Publicidad

Pero lo que más preocupa actualmente son las fuertes lluvia que dejará en las próximas horas en Cuba, Jamaica, Bahamas y el sur y centro de Florida.

«Esta lluvia puede resultar en importantes inundaciones repentinas e inundaciones de ríos que amenazan la vida en Cuba», alertaron los expertos estadounidenses.

Hay posibilidad también de inundaciones urbanas en Jamaica, Bahamas y el sur de Florida, así como inundaciones de ríos menores en la Florida central.