Después de cuatro días de caravana fúnebre por la Isla, las cenizas del líder de la revolución cubana Fidel Castro llegaron a Santiago de Cuba, su destino final. El recorrido rememoró el de la Caravana de la Libertad en enero de 1959 cuando regresaron él y sus compañeros revolucionarios a Cuba para derrocar al dictador Fulgencio Batista.

El cortejo militar transitó mil kilómetros. Tras su paso miles de cubanos se volcaban a las calles para rendirle tributo al líder.

Bajo fuertes medidas de seguridad y honores militares las cenizas de Fidel descansarán hasta mañana en la plaza de la Revolución Antonio Maceo de Santiago de Cuba, donde le harán el último homenaje y su hermano y presidente de Cuba, Raúl Castro, pronunciará las palabras centrales del acto.

Mañana se hará un último recorrido hasta el cementerio de Santa Ifigenia, donde serán depositadas finalmente sus cenizas a solo unos metros de donde reposan los restos del líder nacional José Martí.

Publicidad