Más de dos centenares de elementos del Ejército de México fueron enviados para sumarse a las labores de rescate de 10 mineros atrapados desde el miércoles tras un derrumbe dentro de una mina de carbón en el noreste de México, informó este jueves el gobierno.

“Hay 230 elementos del Plan DN-III” de ayuda de las fuerzas armadas en el lugar del siniestro, informó Agustín Radilla, subsecretario de la secretaría de la Defensa, en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Lea también: Los “nubarrones” económicos que enfrentará el Gobierno de Petro

Tras el colapso lograron salir cinco mineros, de los cuales tres se encuentran hospitalizados, informó el gobierno.

El accidente ocurrió a las 13H35 locales (18h35 GMT) del miércoles debido a la inundación de tres pozos de la mina ubicada en el municipio de Sabinas, en el estado de Coahuila.

El incidente provocó el reblandecimiento de las paredes del interior, ocasionando que trabajadores quedaran atrapados, reportó la secretaría de Seguridad.

Conozca más: Justicia rusa declaró culpable de tráfico de drogas a Brittney Griner, estrella del baloncesto estadounidense

En el sitio ya hay al menos cinco bombas de extracción para sacar el agua, pero el presidente hizo un llamado a la Comisión Nacional de Agua para que desplegará más y con mayor capacidad.

“Que podamos llevar en los aviones de carga de la Fuerza Aérea o por tierra para aprovechar el día”, dijo López Obrador.