Lamor Whitehead es un reconocido pastor americano que el pasado domingo dictaba un sermón en vivo en una capilla de Brooklyn, en Nueva York. En un momento de la transmisión, el clérigo tuvo que interrumpir su predicación tras ver como un grupo de encapuchados irrumpió en el lugar.

Vestido con un traje granate y con una larga cadena de oro y un gran anillo en cada dedo, se grabó a Whitehead diciéndoles a sus fieles antes de que llegaran los hombres encapuchados y armados: “¿Cuántos de ustedes han perdido la fe porque vieron morir a alguien más?”, según la traducción hecha por Daily Mail.

El cura, a quien luego se ve caer de rodillas cuando ve a los ladrones, también se escucha decir: “Está bien, está bien”, en un intento por calmar a la congregación presente. Luego se ve en cámara a los hombres dando vueltas alrededor del escenario mientras roban al obispo, su esposa y la congregación.

También puedes leer: Hombre murió tras ser estrangulado por su serpiente mascota: la policía mató al animal a disparos

La policía de Brooklyn confirmó que los hampones le hurtaron a Whitehead -y a su esposa- alrededor de $1 millón de dólares en joyas sobre las 11 de la mañana, según indica CNN.

Whitehead luego les dijo a sus seguidores en las redes sociales que su congregación ahora está “pasmada” por el incidente, junto con su pequeña hija.

“Entrar en una iglesia y traumatizar a mujeres jóvenes y niños. Los niños siguen llorando. Las mujeres siguen llorando. Mi esposa está llorando. Le hiciste esto a la iglesia a la iglesia donde tu abuela alababa al Señor”, escribió el cura en un post de Instagram.

Según recopila Daily Mail, en mayo de este año, el obispo también fue tendencia local cuando negoció la entrega de un sospechoso de un tiroteo en el metro, buscado por matar a un empleado del grupo de inversión Goldman Sachs.

El vídeo del atraco, por Daily Mail: