El avión del líder del Ejército Nacional Libio (LNA) y hombre fuerte del este de Libia, el mariscal Jalifa Hafter, aterrizó el domingo en Venezuela, según denunció este lunes el líder opositor Juan Guaidó en una sesión convocada por la Organización de Estados Americanos (OEA).

«El día de ayer aterrizó el avión del rebelde libio Jalifa Hafter», aseguró de forma lacónica y sin dar más datos Guaidó, durante un Diálogo Legislativo de los distintos parlamentos americanos promovido por la OEA.

Posteriormente, su equipo agregó en un comunicado que «este domingo, 7 de junio, arribó a Venezuela el jefe del autoproclamado Ejército Nacional Libio (LNA), Jalifa Haftar», si bien Guaidó durante su intervención no matizó si en el avión viajaba el mariscal.

Pese a que Guaidó no se refirió más al caso, sí aseguró que América Latina «siempre ha estado muy alejada» de conflictos como el libio que, consideró, no son propios de la región.

«Hemos visto cómo, desde Venezuela, se ha pretendido sabotear procesos en otros países, no solamente cuando se financiaron algunas campañas sino cuando trataron de perjudicar los procesos de protestas que se puede dar en cualquiera de nuestros países», sostuvo.

El objetivo del Gobierno de Nicolás Maduro, siempre según la aseveración de Guaidó, es el de «generar inestabilidad», por lo que hizo hincapié en que mientras un país de América Latina «sufra una dictadura», como la que considera que ejerce el mandatario venezolano «con capacidad de generar daños, vamos a ver cómo se puede afectar a todos los países en la región».

Finalmente, y antes de referirse al caso de Hafter, sostuvo que la presencia de Irán se ha incrementado en la región, puesto que desde ese país han volado 17 aviones hasta Venezuela.