Dos miembros de la tripulación de un petrolero que navegaba ante las costas de Omán murieron este viernes en un ataque que Israel atribuyó a Irán.

El buque “M/T Mercer Street” es gestionado por el armador Zodiac Maritime, propiedad de un multimillonario israelí.

 

Podría leer: La caza furtiva de rinocerontes aumenta en Sudáfrica

 

Un alto cargo israelí acusó el ataque a Irán, una posibilidad también contemplada por expertos sobre unos hechos que tuvieron lugar en una zona estratégica donde embarcaciones israelíes ya sufrieron este tipo de incidentes en el pasado.

Teherán “siembra violencia y destrucción” y “no es solo un problema de Israel, sino de todo el mundo. Su comportamiento amenaza la navegación y el comercio mundial”, añadió el alto responsable israelí. “Nuestra campaña contra ellos (Irán) continuará”, añadió.

 

Conozca más: Cárcel para presunto integrante de ‘Resistencia Portal Américas’ señalado de tortura y vandalismo

 

Tras la muerte de dos de sus miembros, un británico y un rumano, la tripulación del petrolero logró recuperar su control.

“Podemos confirmar que el ‘M/T Mercer Street’ vuelve a navegar ahora bajo control de la tripulación hacia un lugar seguro y con escolta naval estadounidense”, indicó en Twitter Zodiac Maritime, una empresa internacional con sede en Londres y que pertenece al magnate israelí Eyal Offer.

 

Mire además: (Video) Policía dispara desde su vehículo a dos ladrones que asaltaban a un motociclista en Brasil

 

El ejército estadounidense declaró en un comunicado que fuerzas de la marina estadounidense, en respuesta a un llamado de socorro, llegaron para ayudar a la tripulación y pudieron constatar las pruebas de un ataque.

Las primeras constataciones “indican claramente” un ataque con dron, según el ejército, que precisa que barcos de la Marina de Estados Unidos escoltaban al petrolero, que llevaba personal estadounidense a bordo.

 

Le puede interesar: Violó y mató a su hijastra de 3 años, y de inmediato la justicia lo fusiló

 

Estados Unidos, enemigo de Irán, reaccionó con más prudencia que su aliado Israel. “Observamos la situación de cerca”, se limitó a decir Jalina Porter, una portavoz del Departamento de Estado. “Cooperamos con nuestros socios extranjeros para restablecer los hechos”. 

Según el portal de operaciones marítimas UKMTO, un organismo de lucha contra la piratería que depende de la Marina británica, el ataque fue señalado el jueves a las 18:00 (GMT) a unas 152 millas náuticas (280 kilómetros) de las costas de Omán.

 

Vea también: (Video) “La tierra se está levantando por sí sola”: captan extraño fenómeno geológico en la India

 

Un portavoz del ministerio de Defensa británico también dijo que sus cuarteles generales en la región “estaban actualmente investigando” los hechos.

En el momento del incidente, la embarcación se encontraba en el norte del Océano Índico” y navegaba sin cargamento desde Dar es Salaam, en Tanzania, hacia Fujaira, un localidad costera de Emiratos Árabes Unidos, informó Zodiac, que opera el barco, de bandera japonesa.

 

Lea también: Twitter marca como engañoso tuit de Gustavo Petro sobre vacunas

 

Un responsable del centro de seguridad marítima de Omán indicó que recibieron informaciones sobre un “incidente fuera de las aguas territoriales” del sultanato y enviaron un buque y aviones militares para sobrevolar la zona.

El mar de Omán se encuentra entre Irán y Omán y allí se encuentra el estratégico estrecho de Ormuz, por el que transita buena parte del petróleo mundial y donde está presente una coalición dirigida por Estados Unidos.

 

Le puede interesar: Plan de rescate social aprobado en primer debate por el Concejo de Bogotá

 

Los barcos que navegan en la zona solían sufrir ataques de piratería hace una década, pero estos incidentes se redujeron de manera significativa en los últimos años, tras intensificarse las patrullas de las fuerzas navales de varios países.

El experto en seguridad Meir Javedanfar, de la universidad israelí IDC, aseguró a la AFP que “muy probablemente” Irán está detrás de este ataque.